Complicado, cumplir con nuevas disposiciones: antros, bares y cantinas

Los bares, los antros y las cantinas deberán implementar nuevas medidas sanitarias. Foto: Especial
Los bares, los antros y las cantinas deberán implementar nuevas medidas sanitarias. Foto: Especial

Como parte del regreso al Escenario B, los antros, los bares y las cantinas deberán implementar nuevas medidas como medidores de CO2 y niveles de música que no rebasen los 100 decibeles

Será un poco difícil para los antros, bares y cantinas adecuarse para cumplir con algunas de las medidas establecidas ante el Escenario B, como cuidar que se no rebasen los 100 decibeles en la música y ambientación, reconocieron líderes empresariales.

Daniel Pérez Murillo, presidente del Consejo de Cantinas Tradicionales de Querétaro, aseguró que hay medidas que podrán cumplir, como la colocación de equipos de C02, pero habrá otras que no.

“En lo que tendremos un poco de problema es en cómo medir los decibeles de música; yo hacía un experimento en mi casa y hablando no muy fuerte rebaso los 100 decibeles, entonces, ¿qué música podríamos poner si entra un mariachi o un norteño? Ni modo que les digamos: ‘toquen más bajito, por favor, y usted, señor de la trompeta, no toque tan fuerte’… Entonces ¿qué haremos en ese sentido?”.

Recordó que hasta el momento las cantinas mantienen un adeudo de 28 millones de pesos, que esperan cubrir a finales de este año.

“La recuperación ha sido paulatina y conforme a los aforos y horarios, por eso, nosotros tenemos que vernos más fortalecidos en protocolos, incluso lanzar una campaña que podríamos reforzar con nuestros clientes para que busquen lugares seguros para que estén bien y tranquilos”.

Emilio Lugo García, presidente de la Asociación de Empresarios y Trabajadores de Discotecas, Bares y Restaurantes de Querétaro, aseguró que su gremio ve difícil aplicar estas modificaciones a las que hace mención el Consejo Técnico de Salud ante el regreso al Escenario B.

“En nuestro gremio es difícil hacer modificaciones, pero vamos a tratar de buscar las medidas para cumplir (…) es imposible acatar la recomendación de que el nivel de sonido permita una conversación sin gritos, que no rebase los 100 decibeles, cuando estos se alcanzan solo con hablar; así que esta medición tendría que ser desde afuera, porque hacer una medición desde adentro es complicado”.

Otras de las recomendaciones que hizo el Consejo Estatal de Salud es privilegiar zonas abiertas bien ventiladas, uso de terrazas, mantener ventanas abiertas y ventiladores funcionando.

El 90% de bares y discotecas se verían afectados al endurecer medidas restrictivas