fbpx

OEA rechaza irrupción de Ecuador en Embajada de México

La OEA y los gobiernos de Brasil, Colombia, Bolivia, Venezuela, Honduras y Cuba condenaron la irrupción de la Policía Nacional de Ecuador en la Embajada de México en Quito

En medio de la crisis diplomática entre Ecuador y México, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, rechazó la violenta irrupción de la Policía Nacional del país sudamericano en la embajada mexicana en la ciudad de Quito.

“La Secretaría General rechaza cualquier acción violatoria o que ponga en riesgo la inviolabilidad de los locales de las misiones diplomáticas y reitera la obligación que tienen todos los Estados de no invocar normas de derecho interno para justificar el incumplimiento de sus obligaciones internacionales”, manifestó en un comunicado.

El organismo multilateral recordó que, de acuerdo con la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas y la Convención de Viena sobre Relaciones Consulares, las instalaciones de todas las embajadas y consulados con inviolables.

“En este contexto, manifiesta solidaridad a quienes fueron víctimas de las acciones improcedentes que afectaron a la Embajada de México en Ecuador”, enfatizó.

Tras la violenta irrupción de la Policía Nacional de Ecuador en la representación diplomática mexicana en Quito para detener al exvicepresidente Jorge Glas, y la posterior ruptura de relaciones diplomáticas por parte del Gobierno de México; Luis Almagro convocó a una reunión del Consejo Permanente de la OEA para analizar esta situación.

“La Secretaría General de la OEA hace un llamado al diálogo entre las partes para resolver sus diferencias, estima necesaria una reunión del Consejo Permanente para abordar el tema y en base a los principios de consagrados en el derecho internacional, como el respeto a la soberanía, la solución pacífica de las controversias, la coexistencia pacífica de los Estados, la renuncia a recurrir a la amenaza o el uso de la fuerza para dirimir los conflictos y el fiel y estricto cumplimiento de los tratados internacionales, entre ellos los que garantizan el Derecho al Asilo”, agregó.

Condena internacional

El ingreso de las fuerzas de seguridad de Ecuador a la Embajada de México en Quito provocó la condena de varios países latinoamericanos, quienes condenaron este hecho sin precedentes en la historia de la diplomacia de esta región del mundo.

Luiz Inácio Lula da Silva, presidente de Brasil, calificó este hecho como “un grave precedente” y expresó su solidaridad al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador.

“La medida llevada a cabo por el gobierno ecuatoriano constituye un grave precedente, y debe ser objeto de un enérgico repudio, cualquiera que sea la justificación para su implementación”, señaló.

Por su parte, el presidente de Colombia, Gustavo Petro, lamentó que Ecuador haya roto la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas y la soberanía nacional de México.

“Vuelvo a insistir que en América Latina y el Caribe, cualquiera que sean las construcciones sociales y políticas en cada país, deben mantener vivos los preceptos del derecho internacional en medio de la barbarie que avanza en el mundo y el pacto democrático dentro del continente”, expresó.

Mientas tanto, el presidente de Bolivia, Luis Arce, valoró como “grave e inaceptable” la agresión contra la soberanía nacional de México y la Convención sobre Asilo Político de Montevideo.

“Desde el Estado Plurinacional de Bolivia, expresamos toda nuestra solidaridad con México, con el pueblo mexicano y con el hermano presidente Andrés Manuel López Obrador, destacando la valiosa tradición mexicana de asilo, que nos abrió las puertas a muchos hermanos y hermanas latinoamericanas”, manifestó.

En un tono más enérgico, el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, consideró lo sucedido como “un acto de barbarie” y algo nunca antes vistos en la historia de América Latina.

“El gobierno de derecha proyanqui de Ecuador violó brutalmente el Derecho Internacional, asaltando la Embajada de México en Ecuador y secuestrando a un asilado político, así reconocido por el gobierno mexicano. Venezuela alza su voz contundentemente para rechazar este acto fascista contra el Derecho Internacional y expresa su plena solidaridad al presidente Andrés Manuel López Obrador y al pueblo de México”, publicó en redes sociales.

Por su parte, la presidenta de Honduras, Xiomara Castro, calificó el asalto a la Embajada de México en Quito por parte de la Policía Nacional de Ecuador como “un acto intolerable para la comunidad internacional”.

“Repudiamos enérgicamente esta violación a la soberanía del Estado Mexicano y al derecho internacional. Nos solidarizamos con el pueblo mexicano y su presidente Andrés Manuel López Obrador”, expresó.

En el mismo sentido, el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, valoró como “inaceptable” la violación a la soberanía nacional y la integridad territorial de México.

“Debe respetarse por todos la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas que es un componente esencial del Derecho Internacional”, mencionó en redes sociales.

Ingeniero alemán evita posible ciberataque global por casualidad

NOTICIAS RELACIONADAS

MÁS NOTICIAS

Más leído