Confirman aumento de arpilla de limón de 250 a 500 pesos

limón

El precio del kilo del limón sin semilla es de 40 pesos, y con semilla, de 50, señaló una locataria del mercado Escobedo

Una locataria desde hace 28 años del mercado Mariano Escobedo, quien no quiso que se publicara su nombre, confirmó que el producto que más incrementó su precio en esta semana es el limón, ya que el costo de la arpilla pasó de 250 a 500 pesos.

En consecuencia, el precio del kilo del limón sin semilla es de 40 pesos, y con semilla, de 50.

Así mismo, refirió que las frutas y verduras que más se venden para la cena de Navidad y fin de año son: manzana, uva, papa cambray, zanahoria, ciruela pasa, tamarindo, jamaica y caña.

“Ahorita sí se ha incrementado todo, ahorita el que está bajando un poco es el jitomate y el chile serrano, pero varía día con día. Hoy la arpilla me costó 500 pesos, puede que mañana ya suba a 600, no se sabe”, dijo.

Huevo, aceite, leche, pollo entero, bistec de puerco, tortillas, frijol, café soluble, papel de baño y detergente de ropa son los 10 productos que se adquieren “de cajón” o de manera regular a la semana por parte de quienes  acuden a este mercado ubicado en el municipio de Querétaro.

En orden de escritura, los precios de estos productos en este espacio comercial tradicional son: 32 pesos 18 piezas, 40 y 22 pesos el litro, 65 y 116 pesos el kilo, 20 pesos el kilo, 35 pesos el kilo, 96 pesos los 225 gramos, 22 pesos cuatro rollos y 63 pesos tres litros.

La suma de estos costos representa 511 pesos; sin embargo, los clientes comentaron que a esta canasta se agregan otros productos que complementan la preparación de alimentos como: jitomate (35 pesos el kilo), limón (40 pesos el kilo sin semilla), chile serrano (14 pesos 250 gramos), papa (20 pesos el kilo), azúcar morena (18 pesos el kilo) y arroz (30 pesos el kilo), por mencionar algunos.

Lourdes Rincón señaló que su familia está integrada por cuatro personas y, al mes, gastan en despensa alrededor de 2 mil 300 pesos entre carne, frutas, verduras y otros víveres.

Adquirir los 21 productos más consumidos por las familias mexicanas según el programa «Quién es quién en los precios», de la Procuraduría Federal del  Consumidor (Profeco) tiene un costo de 911 pesos en este mercado.