El Salvador prohíbe concentraciones masivas durante 90 días

El Salvador prohibió durante 90 días todas las concentraciones masivas públicas y privadas. Foto: EFE
El Salvador prohibió durante 90 días todas las concentraciones masivas públicas y privadas. Foto: EFE

El Gobierno de El Salvador prohibió todas las concentraciones masivas y eventos público y privados; así como los conciertos, mítines, eventos deportivos abiertos al público y fiestas patronales

La Asamblea Legislativa de El Salvador prohibió las concentraciones masivas públicas y privadas por 90 días cuando el país centroamericano registra un alza de los casos diarios de COVID-19.

Los legisladores aprobaron la medida, que entrará en vigencia el día de su publicación en el Diario Oficial, con 78 votos de los 84 diputados y sin mayor discusión parlamentaria.

Pese a que en los últimos meses se observan bares llenos con personas sin mascarilla y se han registrado contagios del coronavirus SARS-CoV-2 en las escuelas, la medida no incluye a estos sectores.

En la iniciativa, presentada por el ministro de Salud, Fracisco Alabí, se reconoce un «incremento sostenido» de casos en los últimos 15 días, a pesar de que el incremento, según registros oficiales, viene desde inicios de junio.

El decreto prohíbe expresamente las «concentraciones y eventos públicos y privados», como «conciertos, mítines, eventos deportivos abiertos al público y fiestas patronales».

En otras actividades que no están incluidas será obligatorio el uso de la mascarilla.

La convocatoria, promoción y organización de las concentraciones prohibidas será castigada con multas de entre 6 mil y 30 mil dólares.

El diputado opositor René Portillo Cuadra señaló que la medida podría implicar una restricción de la garantía constitucional de libre reunión y que al ser de 90 días excede lo señalado por la Constitución, que es de 60 días.

Por su parte, el abogado constitucionalista Enrique Anaya indicó que la iniciativa es «en esencia» una «prohibición de protestas, marchas y mítines».

La abogada y directora de programa de la Fundación para el Debido Proceso, Leonor Arteaga, también manifestó en sus redes sociales que con esta medida «se limitan derechos, como el de manifestarse o protestar».

«Los poderes estatales para combatir una ‘emergencia’ no se deben usar para aplastar el disenso, controlar a la población o prolongarse en el poder», añadió.

Medidas similares fueron declaradas inconstitucionales por la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema en 2020 por suspender, según los diferentes fallos, las garantías constitucionales sin el proceso parlamentario adecuado.

Estos fallos fueron una de las razones, según el oficialismo, por las que la Asamblea Legislativa removió el 1 de mayo pasado a los magistrados constitucionalistas, acción ampliamente cuestionada por la comunidad internacional.

El Salvador superó este fin de semana los 81 mil contagios confirmados de coronavirus, mientras que los casos diarios siguen al alza, de acuerdo con datos del Ministerio de Salud.

Las autoridades sanitarias, mediante el sitio covid19.gob.sv, dan cuenta de un total de 81 mil 644 casos positivos, de los que 2 mil 445 fallecieron y 74 mil 388 se recuperaron.

Los contagios diarios pasaron de 134 el 1 de junio a 241 el 10 de julio, una cifra similar a los índices computados a finales de enero pasado.

Gobierno de El Salvador expulsa al periodista mexicano Daniel Lizárraga