Biden presenta su nuevo equipo de comunicaciones, compuesto exclusivamente por mujeres

mujeres

Biden y la vicepresidenta electa, Kamala Harris, han buscado fomentar la diversidad en los nombramientos que han anunciado hasta ahora para integrar el Ejecutivo que asumirá su función el 20 enero

El presidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, anunció el domingo que el equipo de comunicaciones de la Casa Blanca estará compuesto exclusivamente por mujeres, por primera vez en la historia del país, según indicó la presidencia.

Entre las designadas figura Jen Psaki, quien desempeñará el altamente expuesto papel de secretaria de prensa de la Casa Blanca.

Psaki, de 41 años, ha ocupado varios puestos de elevado nivel, incluido el de directora de comunicaciones de la Casa Blanca durante la administración del presidente Barack Obama, de quien el futuro mandatario fue vicepresidente.

Biden y la vicepresidenta electa, Kamala Harris, han buscado fomentar la diversidad en los nombramientos que han anunciado hasta ahora para integrar el Ejecutivo que asumirá su función el 20 enero.

«Me enorgullece anunciar hoy el primer equipo de comunicaciones de alto nivel de la Casa Blanca compuesto en su totalidad por mujeres», dijo el presidente electo en un comunicado.

«Estas comunicadoras calificadas y experimentadas aportan diversas perspectivas a su trabajo y un compromiso compartido para reconstruir este país», agregó.

Además de Psaki, se anunciaron otros seis nombramientos.

Kate Bedingfield, que fue subdirectora de campaña de Biden, asumirá el cargo de directora de comunicaciones de la Casa Blanca.

Cuando Biden era vicepresidente, ya había sido su directora de comunicaciones.

Ashley Etienne dirigirá las comunicaciones de Harris, de quien Symone Sanders será su portavoz principal.

Pili Tobar fue nombrada a su vez subdirectora de comunicaciones de la Casa Blanca y Karine Jean Pierre será la subdirectora principal de prensa.

Elizabeth Alexander ocupará, por su lado, la dirección de comunicaciones de la primera dama entrante Jill Biden.

Estos nombramientos no requieren confirmación del Senado, a diferencia de la mayoría de los puestos a nivel de gabinete.

Trump duda si la Corte Suprema escucharía su impugnación electoral