Seis estados endurecen medidas para evitar rebrotes por Covid-19

estados

Aguascalientes, Jalisco, Tamaulipas, Ciudad de México, Durango y Chihuahua son los estados que decidieron implementar más protocolos sanitarios

Al menos seis estados del país endurecieron medidas de restricción sanitarias para evitar que se generen más contagios por Covid-19, donde destacan el uso obligatorio de cubrebocas, la aplicación de la Ley Seca, reducciones a los horarios de los establecimientos, e incluso el cierre de actividades económicas.

Este lunes 16 de noviembre dos estados anunciaron nuevos lineamientos, el primero fue Aguascalientes, donde si bien la entidad se encuentra en el color naranja del semáforo epidemiológico, las autoridades estatales reconocieron que ya se está presentando un incremento de contagios diarios y de hospitalizaciones.

Al respecto, el gobernador de la entidad, Martín Orozco Sandoval, explicó que estas nuevas medidas estarán vigentes del 17 al 30 de noviembre, entre ellas, resaltan el uso obligatorio de cubrebocas, cierre temporal de establecimientos no esenciales (como centros comerciales, espectáculos públicos, oficinas, sucursales, gimnasios, restaurantes y actividades deportivas grupales) y la prohibición de venta de alcohol en los 11 municipios.

También quedarán suspendidas las ceremonias civiles, sociales o religiosas en las que intervengan más de 15 personas, eventos culturales, foros, conferencias, cursos, talleres, exposiciones, actividades comunitarias y presentaciones artísticas con presencia de espectadores. Mientras que los negocios que podrán operar deberán hacerlo bajo todos los protocolos obligatorios.

“Como sociedad, no podemos esperar ni permitir que esta situación llegue a un punto crítico que signifique comprometer la atención oportuna a los pacientes contagiados por Covid y perder a más seres queridos”, expuso Orozco Sandoval.

La segunda entidad en anunciar nuevas medidas fue Jalisco, estado que también se encuentra en color naranja; recientemente generó un mecanismo local llamado Botón de Emergencia, que busca reducir los contagios.

De acuerdo con el gobernador Enrique Alfaro Ramírez, las nuevas medidas locales tienen tres ejes: estrategia territorial, vigilancia de indicadores y corresponsabilidad.

Detalló que se hará una evaluación quincenal a los municipios para vigilar que apliquen las medidas de contención, mientras que los sectores de recreación, comercio, turismo y servicios regresan a operar con restricciones en aforo a 50% y distanciamiento social.

Los antros seguirán cerrados, así como actividades masivas como conciertos; continúa el análisis de la apertura de los estadios deportivos.

Contrario a lo que vive Aguascalientes, el mandatario de Jalisco precisó que estas medidas son preventivas y no se realizan ante un incremento de casos.

“Los elementos que tenemos hasta ahora nos hace sostener que el Botón de Emergencia dio resultados; el haber hecho de la prevención nuestra principal arma nos da margen de maniobra. Es importante dejar claro que la pandemia aún no ha acabado, lo que queremos ahora es establecer una ruta de trabajo que nos permita evitar un efecto de rebrote”, dijo.

Retroceso

El domingo pasado, Tamaulipas, en color amarillo, publicó un nuevo acuerdo de reapertura de actividades económicas por siete días.

De acuerdo con el Comité de Seguridad en Salud, seis municipios de la entidad regresaron a partir de este lunes de la Fase III a la Fase II de la reapertura gradual y responsable de las actividades económicas (las fases son los mecanismos de medición en la entidad donde la Fase I limita más las actividades económicas y la Fase III permite una mayor apertura).

“Se determina que los municipios de Altamira, Ciudad Madero, El Mante, Matamoros, Miguel Alemán, Nuevo Laredo, Reynosa, Río Bravo, San Fernando, Tampico, Valle Hermoso y Victoria permanecen en la Fase II; González, Güémez, Hidalgo, Ocampo, Padilla y Xicoténcatl, regresan a Fase II”, expuso el decreto.

Por ejemplo, en la Fase III la industria manufacturera no esencial podía operar a 65% de capacidad laboral, mientras que en la Fase II, a 50 por ciento.

En la Fase II, las actividades culturales temporales como los circos deberán permanecer cerrados hasta nuevo aviso, además de observarse respeto al uso de cubrebocas obligatorio, sana distancia, no saludar de beso, mano o abrazo, así como el Doble hoy no circula, además de la restricción de movilidad entre 23:00 y 05:00.

Motor apagado

El viernes pasado, la Ciudad de México, en semáforo naranja con riesgo de pasar al rojo por el alza de hospitalizaciones, también dio a conocer nuevas medidas.

Suspendió durante 15 días el programa ReABRE, que permitía la reconversión temporal de bares, antros y cantinas para su operación como restaurantes.

Además, gimnasios y clubes deportivos, boliches, cines y teatros, exposiciones, museos, acuarios y casinos ya tienen que cerrar a las 19:00 (antes era a las 22:00); es obligatorio de código QR para ingresar a lugares cerrados.

En restaurantes, el aforo máximo permitido es de 30% al interior y 40% en exteriores, siguiendo las medidas del programa Ciudad al Aire Libre; el servicio en mesa es hasta las 22:00 (anteriormente podían  cerrar a las 23:00).

Por su parte, Chihuahua y Durango, si bien son estados que regresaron al color rojo del semáforo epidemiológico, lo que implica la parálisis de actividades no esenciales, han anunciado nuevas medidas para evitar que se generen más casos.

Chihuahua decretó la Ley que Regula el Uso Obligatorio de Cubrebocas. El gobernador Javier Corral aseguró que el objetivo de hacer obligatorio el uso del cubrebocas o mascarillas, es que “la gente considere indispensable ponérselas, para salvarse a sí misma y salvar a los demás”.

Esta nueva medida se suma a la Ley Seca, así como el endurecimiento de inspecciones.

En tanto, Durango aumentó sus operativos para evitar la venta de bebidas alcohólicas y que se hagan fiestas.

México está a días de registrar los 100 mil muertos por Covid-19