Urgen a generar estrategias de salud para continuar con trasplantes

En este momento, en el país,  hay 17 mil pacientes que esperan un trasplante de córneas, 6 mil de riñón, 388 de hígado y 56 de corazón

Ante la contingencia sanitaria por el Covid-19, tanto en Querétaro como en el resto del país, se suspendieron los  trasplantes, por lo que Carlos Castro Sánchez, director general de la Asociación ALE, consideró urgente generar una estrategia de seguridad sanitaria que permita reactivar los procedimientos, dando seguridad al donador, al receptor y sobre todo al personal del sector salud para que se reactiven las cirugías y los trasplantados sigan su tratamiento.

En rueda de prensa donde estuvo acompañado de Adriana Castro de Alverde, presidenta de la fundación, y de Juan Manuel Sandoval Cuéllar, jefe del Departamento de Trasplantes del Hospital General en Querétaro, refirió que hasta el momento por la contingencia sanitaria hay 25 mil pacientes a nivel nacional en espera de ser trasplantados de algún órgano vital, pues por el Covid-19 se dejaron de lado otras enfermedades que están matando a enfermos de insuficiencia renal y cardiovascular.

“Al año se venían realizando de 2 mil 500 a 2 mil 800 trasplantes y la lista de pacientes aumenta 10 por ciento anualmente, entonces se van acumulando; en este momento 17 mil esperan un trasplante de córneas, 6 mil un trasplante de riñón, 388 de hígado y 56 de corazón».

Sandoval Cuéllar refirió que en Querétaro hay 40 pacientes de riñón y dos de hígado que esperan donador cadavérico y 10 personas esperando donador vivo, por lo que confió en que en el nuevo Hospital General se pueda potencializar el trasplante e incluso impulsar un nuevo centro especializado en ello.

«La gente no solo se muere de Covid-19, se muere de problemas hepáticos, y muchos de los que se atienden en la asociación son personas que carecen de recursos y que sin el apoyo de la fundación morirán».

Sobe el tema, la directora de Servicios de Salud del estado de Querétaro, María Martina Pérez Rendón, reconoció que por seguridad de los donantes, familiares, pacientes -y del propio personal que participa en el proceso del trasplante- lo más conveniente es esperar a que esté el nuevo Hospital General para continuar con estas cirugías.

Gobierno Estatal de Querétaro destinará 250 mdp a programa para reactivar economía